Tesoros

 

Aprovechando un día de sol antes de la lluvia ayer recogí aceitunas. Tenemos cuatro pequeños olivos en nuestro jardín, de los cuales dos han nacido espontáneamente, y este año es el primero que dan una cantidad de fruto suficiente para curar un par de botes.

Disfruto tanto poder aprovechar los pequeños tesoros que nos regala nuestra parcela; los nísperos, los madroños, la hierbabuena, los tomates, los higos, las almendras,… Poca cantidad pero lo preciso para hacerme sentir privilegiada.

Recolectar aceitunas con el sol suave de noviembre brillando en mi rostro, escuchando los pájaros acompañados por los abejorros que todavía encuentran néctar en las flores del madroño, me llena.

La naturaleza me arropa.

Esto es calidad de vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s