La magia de la Inspiración

 

Hay días que me siento, cómoda, con tiempo, con deseo de escribir, pero mi mente está tan blanca como la hoja que tengo delante.

Desconcertada.

Blanca pero para nada vacía – al revés. La sensación es que hay demasiado jaléo en la cabeza para poder agarrar una idea concreta. No huelo la flor porque en el campo hay miles de flores.

Desesperación.

Me estresa muchísimo – no porque tenga obligación o algún “dead line” – simplemente porque realmente quiero escribir… y sé que lo único que puedo hacer es esperar…  Esperar a que encuentre la Inspiración o que ella me encuentre a mi.

Me consuela saber que siempre está por allí – volando tranquilamente esperando que alquien la inspire…

Inspiración.

 

Mientras tanto busco algo en que concentrarme dando trabajo a mis manos o me doy un buen paseo comiendo oxígeno a bocados…

Inspirando.

Vidaanna SHOWROOM

SR15 nom SR19 nom SR7 nom SR9 nom SR12 nom SR13 nom

Por fin me he organizado un poco mejor y abro las puertas al taller/showroom de Vidaanna.

Si necesitas hacer un regalo o quieres darte un capricho y si, además, te apetece hacer una pequeña excursión y disfrutar de un poco de paz a la sombra de encinas – solo avísame:

vidaanna@mail.com

Lugar: Villanueva de La Cañada, Madrid

¡Bienvenid@!

Escaparate nuevo…

… en CREARTE Regalos.

En un pequeño espacio CREARTE Regalos ha reunido las últimas y más creativas tendencias. Aquí encuentras piezas únicas de alta bisutería, joyería, complementos y detalles de decoración.

100% artesanía

La colaboración es el resultado de un encuentro provocado por las mil y una casualidades de la vida...

 CE1 CE2 CE3 Crearte8

 

www.crearteregalos.es

C.C. Gran Plaza

El árbol coge aire…

…después de varios meses de aparente dormir, parado en su tiempo. Observo las yemas que están a punto de romperse y a partir de ese instante la energía en transformación es tan intensa que casi se puede notar vibrar el aire.

A veces me quedo mirando una hojita verde claro y brillante o una flor rosita esperando esperanzada de poder ver un mínimo movimiento ya que al acostarme hay una vida abierta donde por la mañana había solo intención e inspiración. Pero este despertar, este revivir o renacimiento tan preciso, tan perfecto es demasiado lento y en su prisa y fuerza por respirar.

Primavera.

Vaya – llegó el día:

Gafas3

necesito gafas…!     Pensé que todavía podría aguantar un par de años, por lo menos, pero en el taller ya son imprescindibles. Así que busqué las gafas de mi bisabuela y la puse nuevas lentes y la verdad es que – por la vía sentimental – no me cuesta tanto usarlas.